Las Tecnologías del Futuro

El reconocido físico teórico estadounidense Michio Kaku, hoy con 71 años de edad, futurista, escritor y uno de los más grandes exponentes de la teoría de cuerdas en el mundo, señaló que la humanidad está iniciando un nuevo programa espacial y necesita nueva tecnología para desarrollarlo. Según Kaku, el mundo está entrando en una nueva revolución tecnológica, marcada por la inteligencia artificial, la digitalización del cuerpo humano y la computación cuántica.

Primero, el descubrimiento del poder del vapor. Utilizando la termodinámica la humanidad creó maquinaria y se adentró en la revolución industrial. Después, la revolución eléctrica. Gracias a la profundización en el entendimiento del magnetismo las casas se iluminaron y se crearon la radio y la televisión.

La tercera, que hasta el momento ha marcado la agenda del mundo de la tecnología, se trata de los transistores. Con la capacidad de procesamiento en cada vez un espacio más pequeño, se logró impulsar programas espaciales y generar los dispositivos móviles modernos.

El surgimiento de una cuarta ola, que estará dominada por el desarrollo de la inteligencia artificial, la nano tecnología y la biotecnología.

Inteligencia artificial, redes neuronales, computación cuántica serán necesarios para propulsarnos hasta Marte.

“Estamos hablando del fin de la era de los microchips y el inicio de una nueva era, dominada por la inteligencia artificial y redes neuronales, por las interfaces B2C (Brain to Computer) - con las que podríamos hablar de reemplazar la internet de hoy y poner en ella emociones, recuerdos y sensaciones- y por la computación cuántica”, explicó.

El mundo está entrando en una segunda era de exploración espacial. Así como ir a la luna representó uno de los trabajos más arduos en su momento, para llegar a marte la humanidad necesitará de una nueva computación, la cuántica, que permitirá resolver problemas que hasta hoy eran imposibles de resolver con la capacidad actual de nuestras máquinas.

“Con una nueva computación podríamos llegar a resolver el proceso del envejecimiento, encontrando qué genes envejecen, cómo y por qué. A veces incluso creo que nuestros nietos podrían tener la posibilidad de dejar de envejecer. Tal vez, la inteligencia artificial puede ser la clave de la fuente de la juventud”.

La próxima frontera sería el B2C, interfaz de cerebro a computador. Según el científico podremos enviar emociones, sentimientos, recuerdos, a través de internet. Subir memorias grabadas y tal vez lograr cargarlas en un chip computacional con un solo botón.

Internet será artificialmente inteligente, el siguiente paso a la tecnología en la nube es la inteligencia y el aprendizaje. “Le hablaremos a los sistemas y ellos nos hablarán de vuelta con información especializada. Internet será artificialmente inteligente”.

Frente a los dispositivos.Describió unos ‘wallpaper’ digitales que podrán extenderse y ajustarse como si fueran pantallas. “Podrán escribir sobre ellos, envolverlos y ponerlos nuevamente en el dispositivo. Dirán ‘espejito espejito’ y podrán acceder a tanta información como lo necesiten. Podrán acceder a toda la internet, solo hablándole”.